miércoles, 20 de mayo de 2009

Los falsos amigos

Y no me refiero a los que te apuñalan por la espalda, aunque esos dan como para hacer algún día otra entrada; hago alusión en este caso a los errores de traducción tan horribles que encontramos en Internet y que a veces me molestan bastante.

Los false friends o falsos amigos, es como se conoce a esas palabras de un idioma extranjero cuya morfología las hace confundirse con otras de aparente similitud en el nuestro. De esa forma, nos encontramos con que el vocablo de la lengua inglesa "carpet" no significa, como parecería a simple vista, carpeta, sino que significa "alfombra". Tampoco "vacuum" significa vacunar, sino que quiere decir "aspirar".

Algunos de estos términos que se prestan a confusión son explicados en los niveles más básicos del aprendizaje del inglés (si se le puede llamar así al que se imparte en España), pero no ocurre así con otros muchos.

Los casos más hirientes son los puestos de moda por los medios de comunicación, y por esos nuevos periodistas de no una excesiva formación lingüística que se ven a veces obligados a traducir lo que les llega del extranjero como pueden.

De estos casos tenemos la horrible confusión del vocablo inglés "actual", que en español se ha de traducir como "real" o "efectivo". Análogamente, "actually" no significa, como muchos malos traductores se empeñan, actualmente, sino que significa "en realidad".

También desde que el software y las computadoras se han popularizado es cada vez más frecuente remover un fichero o carpeta, cuando antes lo que hacíamos era "eliminarla" en lugar de darle vueltas con una cuchara.

Sin embargo, uno de los falsos amigos que más me hace rechinar los dientes cada vez que lo leo o escucho, es el uso reciente de la palabra "colapsar". Sí, lo están adivinando, ¿verdad? Ese "palabro" apareció de la noche a la mañana, justamente el 11 de septiembre de 2001. Resulta que hasta ese día, "colapsar" significaba obstruir, saturar o dificultar el tráfico o paso de algo. Pero pudimos escuchar perplejos como todos los periodistas se habían puesto de acuerdo ese día para explicarnos que las torres gemelas de Nueva York estaban colapsando.

A no ser que quisieran referirse al tráfico de vehículos que había por la zona (de lo cuál no nos cabe ninguna duda) es evidente que lo que estaba ocurriéndole a las torres es que se estaban hundiendo. Pero resulta que como aquí iban difundiendo las noticias tal cuál les llegaban de las agencias estadounidenses, los chapuceros periodistas de nuestro país optaron por el camino fácil: traducir el verbo del inglés "to collapse" por lo que parecía más evidente en la lengua de Quevedo: "colapsar".

Pero es que no. Que ellos decían "the tower has collapsed" porque en inglés ese verbo significa (además de "colapsar"), "plegar(se)" o "hundirse". Por ejemplo, puede usarse también para cerrar un libro abierto, una carpeta, referirse a un túnel que se derrumba o cualquier otra cosa que tienda a caerse sobre sí misma (por ejemplo, un edificio en una demolición o incluso un trozo de Antártida que se te hunda bajo tus pies).

¿Verdad que cuando se hundió el túnel del metro del Carmel, en Barcelona, nadie dijo que había "colapsado"? Es sencillamente porque la noticia se acuñó en casa y por tanto no hubo (mala) traducción del inglés. Sin embargo en inglés el titular seguía siendo "1,000 made homeless and 15,000 affected by Barcelona tunnel collapse".

Por si tenéis que hacer alguna traducción en la que puedan surgir dudas, aquí dejo un enlace muy útil con algunos de los falsos amigos más comunes en el inglés.

http://www.saberingles.com.ar/curious/falsefriends.html

¡Salud!


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Siéntete libre de opinar lo que te plazca, pero hazlo de manera educada. Los ataques personales que no hagan ningún otro aporte no serán publicados con el fin de mantener el tono de cordialidad.